Preparación al parto

La fisioterapia en la preparación al parto ayuda a prevenir todos los trastornos relacionados con la zona pélvica, lumbar y abdominal.
Se trata de una intervención que no es invasiva porque ayuda con los problemas que pueden estar asociados al embarazo y al parto, y se basa sobre todo en la educación y la información a las pacientes, la recomendación de ejercicios para entrenar la musculatura y la rehabilitación perineal en caso de ser necesaria.
El momento del parto supone un esfuerzo físico que requiere de un tono muscular de base.
Es un momento de cambio fisiológico y durante el embarazo se producen cambios en el cuerpo de la persona gestante, por tanto un buen trabajo previo facilitará sin duda un alumbramiento con una menor incidencia en cuanto al riesgo de futuras lesiones.